A veces, menos es más

Esta frase encierra una gran sabiduria, y os lo dice una persona que siempre se ha manejado con números, intentando que cuadren las cuentas. 

Una de las cosas que aprendí cuando hice mis estudios  en Responsabilidad Social Corporativa, es que el sistema capitalista tradicional no durará eternamente. 

Hasta ahora hemos entendido el beneficio económico como una cosa de números, con variables tangibles y que se pueden cuantificar, pero el emprendimiento social, entre otras cosas, aboga por un objetivo mucho mas ambicioso que ese.

Es el objetivo de ser rentable sumando a toda su cadena de valor lo que se llama las variables intangibles. 

Lógicamente, para llegar a eso, puede que pasemos por un momento temporal de bajada de beneficios, al asumir una serie de costes que no pensábamos o al tener en cuenta otras variables cualitativas a la hora de llegar a acuerdos con nuestros clientes y proveedores que pueden hacer parecer que HOY ganaremos menos dinero.

Pero ese "MENOR BENEFICIO", lo que hace, gracias a la figura que está apareciendo con fuerza y que se llama "Consumidor responsable", es convertirse  con el transcurso del tiempo en un " MAYOR BENEFICIO"

Y entonces pasa esto:  " A veces menos es más"

¿os animáis a descubrirlo conmigo?